martes, 26 de agosto de 2014

Tutorial: creando tramos de carretera




Hacía ya un tiempo que quería crear algunos tramos de carretera para nuestras partidas, y nuestro último escenario de la campaña de ATZ me ha brindado la excusa perfecta. Anteriormente había creado una carretera a todo correr (podéis ver el cutre tutorial AQUÍ) a modo de escenografía "de urgencia", pero me apetecía crear algo mejor acabado, más consistente y que cumpliera mis tres premisas habituales: fácil, barato y resistente.

Si lo comparáis comprobaréis que no hay demasiada diferencia con el anterior, y que básicamente se le ha añadido una base rígida para proporcionarle mayor resistencia y añadirle algunos detalles. Quedan los acabados finales que son los que le terminarán de dar personalidad a la pieza, pero eso tendrá que esperar a la próxima partida...

Materiales necesarios:

- Tablero de DM. Yo utilicé el de 4 mm. de grosor, sacado de un marco de fotos de una tienda de "Todo a 1 €"

- Papel de lija. El grosor del grano va en gustos, pero es importante que sea de color negro para ahorrarnos trabajo a la hora de pintar.
- Arena fina.
- Cola blanca.
- Cutter.
- Regla metálica.

El primer paso es cortar el tablero de DM a la medida deseada. Yo lo he cortado en tramos rectos (los tramos de curva son otra historia) de 30 cm. de largo y 14 cm. de ancho, lo que me permitirá dejar 2 cm. a cada lado para representar el arcén.



A continuación marcamos el borde del arcén con un rotulador fino para delimitar la carretera. Las medidas dependen de la escala a la que esteis jugando y el tipo de carretera, pero cualquier foto apropiada de internet os puede dar buenas indicaciones; yo le he dado un ancho de 10 cm. a toda la calzada y 2 cm. de arcén a cada lado.
Luego cortamos los bordes largos de cada pieza en bisel con la ayuda de un cutter, a fin de que no haga un escalón demasiado brusco y se integre mejor en el tablero. También podemos hacerle algunos socavones al arcén para que no quede tan homogéneo. La foto no permite apreciar los cortes demasiado bien pero ahí están, palabra.



Llega el momento de añadir el asfalto a la carretera... cortamos el papel de lija con el largo y el ancho elegido. 
¡Sorpresa!¡El largo del papel de lija no es suficientemente largo! En mi caso me encontré con que los tramos de carretera que había recortado eran más largos que las láminas de papel de lija... Bueno, las carreteras también tienen sus grietas y desperfectos, así que decidí convertir la pifia inicial en una ventaja. Simplemente hay que recortar los bordes de la lija de manera irregular y añadirle otro trozo a continuación:



Profundizar y dar textura a las grietas con ayuda de un cutter, y pegar arena en los arcenes para simular el terreno. Con moderación también puede crear un efecto interesante en las grietas:



Una vez la cola esté seca, eliminamos el exceso de arena de los arcenes e imprimamos con ayuda de un spray. Hay que tener la precaución de cubrir la calzada para no mancharla con la pintura:



Y por último el pintado... como imaginaréis las posibilidades aquí son ilimitadas, en mi caso decidí utilizar una técnica muy cutre básica y rápida empujado por las prisas (de hecho la carretera llegó con la pintura casi fresca a la partida) para darle un acabado mucho mejor algo más adelante.
Para los arcenes le di una capa base mezcla de ocre y marrón oscuro, con un lavado de marrón oscuro y negro. Luego pincel seco de ocre, y finalmente otro más suave de gris claro.
En la calzada tenía la intención inicial de utilizar el aerógrafo para iluminar en gris la propia textura de la lija, pero ante las prisas me decidí por aplicar el gris con la ayuda de una esponja. El resultado es el que veis, y como no me convence en absoluto no tendré más remedio que volver a pintarlo tarde o temprano. Hay que decir que sobre la mesa no lucía mal, pero desde luego no se acercaba a lo que andaba buscando.
Si algún día decidís aplicar pintura con esponja el único consejo que os puedo dar es que lo hagáis con muy poca pintura y en movimientos circulares y lo más irregulares posible.



Queda pendiente volver a pintar la calzada desde cero -esta vez a aerógrafo-, detallar las líneas y los desperfectos de la carretera, sombrear los arcenes y añadirle hierba y algunos detalles... pero eso será en otra entrada.








Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...